Estas Leyendo: Home » Sin categoría » “Me siento mal conmigo misma”

Estoy muy triste conmigo misma e hecho cosas de las cuales me arrepiento estoy saliendo con un hombre casado y cada vez que nos vemos tenemos relaciones  y me siento mal y cada vez peor, aparte he dejado de sentir el gozo que  sentia cunando recien me converti al evangelio.

Ya no siento nada voy a la iglesia por  darle gusto a mis padres me siento vacia, hueca. Pieso que el Señor se  ha  olvidado de mi pero soy yo quien me olvidado de El necesito ayuda.  ¿Qué puedo hacer?  Sarai, Mexico.

Hola Sarai!
Algún día te convertiste al Señor.  Algún día creo que has aprendido lo que es estar en Cristo, y ser  ‘”cristiana” no de palabra, sino en hechos y en verdad. ¿Acaso te has olvidado, que la fornicación, que son las relaciones fuera del matrimonio, son pecado?
No creo que no lo sepas. Crees que si estas en pecado, ¿Puedes a la vez estar en comunión con Dios? ¿Hay comunión entre el día y la noche, o la luz y las tinieblas? Obviamente que no.

De nada sirve que vayas a la iglesia, y te des cuenta  que haces mal… bien dices  “después que lo hago me arrepiento” ¿Porque no te arrepientes antes de hacerlo?
Hija, tu sabes bien lo que haces, y por un lado quieres cambiar, pero por el otro lado te gusta lo que estás haciendo, Dios ve tu corazón y yo siento tú lo sabes muy bien, pero te estás excusando. Tienes que decidirte.

O estas  con Dios o estas con el enemigo, no  hay otra opción. Por tu pecar, estas triste, porque tu espíritu, siente dolor por lo que haces, por ello te aconsejo, que te examines profundamente, ya que si tú verdaderamente quieres… puedes salir de esto y ser libre.
Dios quiere darte, perdón, gozo, paz y alegría, una vida abundante en El. Arrepiéntete, pero no de labios, sino de corazón. Arrepentimiento significa un cambio de 180 grados, eso es un cambio o giro total de tu vida.

Si te decides y lo haces, que eso espero de todo corazón que hagas, ya que mi anhelo es ayudarte a que estés bien con Dios , acude a Dios en oración, sincérate con El, pídele perdón, confiésale todos tus pecados, pídele que te lave y limpie, y como le dijo  Jesús a la mujer adultera: “Vete, y no peques mas”.

Cuando lo hagas, y te disciplines, y ores buscando la presencia de Dios, ya perdonada y libre de pecado, sentirás un gran alivio, pero tienes que permanecer unida a Jesús, vivir en el Espíritu, para no satisfacer los deseos de la carne, y eso lo obtendrás, cuanto más te sumerjas en Dios, llenándote de su Palabra, aprendiéndola, estudiándola y aplicándola a tu vida.
Dios  te está esperando con los brazos abiertos, el te ama, el quiere hacer una bella obra en tu vida, pero no puede hacer nada, hasta que tu sinceramente, y con un corazón contrito y humillado acudas a El.

Silvia Stankiewicz, Consejera.

Si necesitas consejeria espiritual escribe a: consejeriasilvia@yahoo.com


















© 2010 ConPoder.com · Powered by WordPress